Una Táurida y una aurora vista desde la reserva Colville el 3 de noviembre de 2015. Flickr: Rocky Raybell

Noviembre 2017: los eventos celestes que no puedes perderte

02-11-2017

¡Ojos al cielo!

Por: Deyanira Almazán

El onceavo mes del año viene acompañado de un gran número de eventos astronómicos notables, incluyendo fases lunares, lluvias de meteoros, conjunciones planetarias y otros eventos interesantes.

La mayoría de los eventos astronómicos de este calendario se pueden ver a simple vista, aunque algunos pueden requerir un buen par de binoculares para una mejor visualización.

Planetas

Este mes, un Venus extremadamente brillante permanecerá visible en el cielo del este antes del amanecer, pero descenderá a medida que se acerque al sol, pasando unos pocos grados a la izquierda de la brillante estrella Spica el 2 y 3 de noviembre. Durante todo el mes, Venus exhibe una fase casi completa. En las mañanas de alrededor del 13 de noviembre, Venus pasará muy cerca de Júpiter.

Durante noviembre podrás ver a Marte avanzando a través de la constelación de Virgo. Todavía bastante pequeño y oscuro, el planeta rojo se iluminará ligeramente a medida que disminuye lentamente su distancia de la Tierra.

Júpiter será visible en el cielo del este antes de la madrugada, pasando de Virgo a Libra el 15 de noviembre. A mediados del mes, durante las mañanas, Júpiter estará muy cerca de Venus, alcanzando una separación mínima de 0.25 grados el lunes 13 de noviembre.

Este mes podrás ver a Saturno a simple vista en el cielo del atardecer al suroeste. El 18 de noviembre, Saturno abandona las estrellas de la constelación Ofiuco y se posiciona en Sagitario, donde permanecerá hasta principios de 2020. En la tarde del lunes 20 de noviembre, una hermosa luna creciente estará situada a solo 2.5 grados a la derecha superior de Saturno. ¡Saca los binoculares!

Con una magnitud visual de 5.7, Urano será lo suficientemente brillante como para observarlo con binoculares en noviembre, a veces visible incluso a simple vista en cielos oscuros. Podrás observarlo toda la noche a medida que se mueve hacia el oeste entre las estrellas de la constelación de Piscis.

También Neptuno se puede observar este mes con un telescopio hasta la mitad de la noche. Hasta el 22 de noviembre, se moverá entre las estrellas de la constelación de Acuario, la estrella Hydor (visible a simple vista) ubicada a solo 0.5 grados sobre el planeta, te ayudará a encontrarlo.

4 de Noviembre

Luna llena. La Luna estará ubicada del lado opuesto de la Tierra, mientras el Sol ilumina por completo su cara. Esta fase se producirá a las 05:23 UTC. También ha sido conocida como la Luna del Cazador o del Castor debido a que las antiguas tribus norteamericanas colocaban en este tiempo las trampas para castores, antes de que los ríos y pantanos se congelaran completamente para así asegurarse pieles que los protegieran del frío durante los meses siguientes.

10  de Noviembre

Lluvia de estrellas Táuridas. Esta es una lluvia de meteoros de larga duración que produce alrededor de 5-10 meteoros por hora. Proviene de dos corrientes distintas, lo cual es inusual, la primera es por los granos de polvo dejados por el asteroide 2004 TG10 y la segunda fuente son los restos dejados por el cometa 2P Encke. La lluvia sucede todos los años del 7 de septiembre al 10 de diciembre.

Este año, en el hemisferio norte su máximo sucederá en la noche del 10 de noviembre. Aunque en el hemisferio sur el máximo fue el 10 de octubre, también serán capaces de observar algunas Táuridas en esa parte del mundo hasta finales de noviembre.  

La mejor manera de verla será al atardecer, antes de que salga el último cuarto de la Luna. Los meteoros irradiarán de la constelación de Tauro, pero pueden aparecer en cualquier parte del cielo.

13 de noviembre

Espectacular conjunción de Venus y Júpiter. Los dos planetas brillantes estarán extremadamente cerca, con solo 0.3 grados de separación. Busca esta deslumbrante pareja en el cielo oriental justo antes del amanecer.

16 y 17 de Noviembre

Lluvia de estrellas Leónidas. Las Leónidas es una lluvia de estrellas normal, que produce hasta 15 meteoros por hora en su punto máximo. Esta lluvia es única debido a que tiene un pico ciclónico cada 33 años, donde pueden verse cientos de meteoros por hora. El último de éstos ocurrió en 2001. Las Leónidas son producidas por los restos de polvo dejados por el cometa Tempel-Tuttle, que fue descubierto en 1865. La lluvia sucede anualmente del 6 al 30 de noviembre. Este año su máximo sucederá en la noche del 16 y la mañana del 17, cuando se podrán observar unos 10 o 20 meteoros por hora. Los meteoros irradian de la constelación de Leo, pero pueden aparecer en cualquier parte del cielo.

18 de noviembre

Luna Nueva. La Luna se ubicará entre el Sol y la Tierra, por lo que la cara que vemos quedará en la sombra. Esta fase se producirá a las 05:42 (hora de México). Este es el mejor momento del mes para observar objetos débiles como galaxias y cúmulos de estrellas porque la luz de la Luna no interfiere. 

También te puede interesar: