Luna azul en el desierto de Omán. Agosto de 2012. Priya Kumar para EarthSky.org
Una litografía de 1888 de la erupción del Krakatoa en 1883. Crédito: Dominio público

La Luna llena de este viernes será Luna Azul: He aquí el porqué

29-07-2015

Con el anuncio de la llamada “Luna Azul” este próximo viernes 31 de julio puede que te preguntes ¿Qué es exactamente una luna azul? Y ¿de dónde viene el término?

Curiosamente, las respuestas no tienen nada que ver con el color de la luna. La historia de la "luna azul" es un poco complicada y  ocurrió en un pasado relativamente reciente.

En 1946, la revista "Sky and Telescope" rastreó el nombre al almanaque “Maine Farmer´s Almanac", donde al parecer se refirió a la tercera luna llena en una temporada que contiene cuatro lunas llenas en lugar de las tres habituales.

El año se divide en cuatro estaciones iguales, cada una con 91 o 92 días. Debido a que hay 29.5 días entre las lunas llenas, cuatro lunas llenas en ocasiones se deben acumular en una sola estación.

Pero el autor del artículo de "Sky and Telescope" malinterpretó la complicada definición que se daba en el almanaque y declaró que una "luna azul" es en realidad la segunda luna llena en un mes con dos lunas llenas.

El nuevo (y erróneo) significado no se usó hasta décadas después. De acuerdo a un artículo mucho más reciente de "Sky and Telescope" fue utilizado durante una emisión del programa de radio "Stardate" en enero de 1980.

Luego, en 1981, los diseñadores del juego de mesa “Trivial Pursuit” dieron con el artículo de 1946 y pusieron la definición en el juego. Así, esta explicación incorrecta de un término científico se volvió un conocimiento de cultura general.

Esta es la razón de por qué la luna llena del viernes se conoce como una "luna azul". Realmente no es diferente de cualquier otra luna llena, excepto que un accidente del calendario hace que sea la segunda luna llena en el mes de julio.

Moon-Phases-Calendar-July-2015.jpg

En promedio, las lunas azules suceden una vez cada 2.7 años.

La mayoría de las lunas azules se ven de color gris pálido y blanco, al igual que cualquier otra Luna común y corriente. Incluir una segunda luna llena en un mismo mes no cambia su color. Aunque, en raras ocasiones, la Luna sí puede tornarse azul.

Una Luna verdaderamente azul por lo general requiere de una erupción volcánica. En 1883, por ejemplo, la gente vio lunas azules casi todas las noches después de que el volcán indonesio Krakatoa explotara con la fuerza de una bomba nuclear de 100 megatones. Columnas de ceniza se elevaron a lo más alto de la atmósfera terrestre y la Luna se volvió azul.

Krakatoa_eruption_lithograph.jpg 

Una litografía de 1888 de la 1883 erupción del Krakatoa.
Crédito: Dominio público

 

La razón de este color de la Luna fue la ceniza del Krakatoa. Algunas columnas se llenaron con partículas de 1 micrón de ancho, aproximadamente lo mismo que la longitud de onda de la luz roja. Las partículas de este tamaño dispersaron fuertemente la luz roja, mientras que permitieron que la luz azul pasara, permitiendo así que las nubes del Krakatoa actuaran como un filtro azul.

También se vieron lunas de color azul en 1983 después de la erupción del volcán El Chichón en México. Y hay informes de lunas azules causadas por el monte St. Helena en 1980 y el Monte Pinatubo en 1991.

Los incendios forestales pueden crear el mismo efecto. Un famoso ejemplo es el enorme incendio de septiembre 1953 en Alberta, Canadá. Nubes de humo que contiene gotitas de aceite de tamaño micrométrico produjeron soles de color lavanda y lunas azules desde América del Norte hasta Inglaterra. En esta época del año, los incendios forestales de verano a menudo producen humo con una gran cantidad de partículas del tamaño adecuado para pintar la Luna de azul.

Por otro lado, la Luna también puede volverse roja.  A menudo, cuando la Luna está muy abajo, se ve de color rojo por la misma razón que los atardeceres son rojos. La atmósfera está llena de gases mucho más pequeños que los inyectados por los volcanes. Estos gases dispersan la luz azul, mientras que dejan pasar la luz roja.

Por esta razón, las lunas rojas son mucho más comunes que las lunas azules.

Fuentes: Science.com; Nasa  

También te puede interesar: