Twitter: Ryan Maue

El Medio Oriente sufre terrible ola de calor

03-08-2015

El Medio Oriente, ya conocido como uno de los lugares más calientes del planeta, registra temperaturas altísimas estos últimos días. El récord de temperatura más alta se registró el pasado viernes en la ciudad Iraní de Bandar Mahshahr, donde la sensación térmica alcanzó los 75 grados centígrados (165 grados Fahrenheit). Esto ha dejado a los meteorólogos completamente sorprendidos y preocupados de que la región pudiera estar sufriendo la temperatura más abrasadora jamás experimentada por la humanidad.

El índice de calor, la combinación de la temperatura del aire y la humedad que proporciona una descripción de la manera en que se percibe la temperatura, alcanzó los 75 grados debido al calor de 46° C (115 grados Fahrenheit), y muy altos niveles de humedad. El punto de rocío, una medida de la humedad en el aire llegó a los 32°C (90 grados Fahrenheit), un número muy inusual y muy alto que indica una gran cantidad de humedad en el aire.

La gente tiende a sentir más el calor cuando hay mucha humedad porque la humedad en el aire impide que el sudor se evapore. La evaporación del sudor de la piel ayuda a que el cuerpo se enfríe. Sin eso, los seres humanos pueden sentir mucho más calor que la temperatura que marca el termómetro.

ola de calor iran.jpg

El índice de calor del viernes pasado en Irán estuvo muy cerca de romper el récord mundial, pocos grados por debajo de los 81°C (178 Fahrenheit) registrados en el 2003 en Dhahran, Arabia Saudita.

Dejando a un lado el índice de calor, la temperatura más alta registrada en toda Asia sucedió en Israel el 21 de junio de 1942, durante los días del Holocausto, cuando la temperatura alcanzó los 54°C. Sin embargo, el Weather Channel pone en duda la veracidad de este registro, y señala los abrasadores 53.6 grados centígrados (128.5 Fahrenheit) de Kuwait en el 2012, como el mayor registro.

Kuwait casi igualó ese registro el pasado jueves, cuando llegó a los 52.8 grados centígrados, (127 Fahrenheit) en Mitribah.

Las temperaturas crecientes son parte de una "cúpula de calor" regional -un tipo de cresta de alta presión- que ha prevalecido durante la mayor parte de julio y se espera que dure varios días.

La temperatura abrumadora ha causado la interrupción de actividades diarias en varias partes de la región, y ha llevado a sus residentes a buscar distintas medidas para lidiar con el calor.

En Irak, se esperaba que el domingo pasada llegara a más de 49°C (120°F) durante ocho días seguidos. El gobierno declaró cuatro días de descanso obligatorio, a partir del jueves pasado para que los ciudadanos puedan refugiarse en case y mantenerse alejados del Sol.

El sábado pasado Bagdad cumplió cuatro días consecutivos con temperaturas de más de 120 grados. Todos los días la ciudad ha sufrido temperaturas mayores a los 37.8 grados desde el 30 de mayo.

Las temperaturas en Israel van de los 32 grados centígrados (90°F) en el centro del país, a 46 grados (114°F) en Eilat y 45 (113°F)  grados cerca del Mar de Galilea.  

 

También te puede interesar: