Los océanos podrían ser la alternativa energética para México

12-05-2018

Energía azul: el poder de los océanos

Por: Antonio Medina

Los océanos representan el 97% del agua que existe en la Tierra y aunque no es apta para el consumo humano, esto no quiere decir que no se pueda aprovechar de otras maneras. México tiene la peculiaridad de estar rodeado por océanos, lo que lo convierte en un país con una posición privilegiada y esto debería de aprovecharse más allá del turismo y la explotación de los mares, pues los océanos podrían ser la alternativa energética para nuestro país.

Desde hace algunos años, México se ha sumado a los esfuerzos globales para implementar las innovaciones energéticas con la finalidad de migrar del uso de combustibles fósiles al uso de energías renovables y dentro de este rubro se encuentra el aprovechamiento de la energía oceánica, dentro de la cual se consideran principalmente 5 fuentes de aprovechamiento:

1.- Corrientes marinas

2.- Mareas

3.- Oleajes

4.- Gradientes térmicos

5.- Gradientes salinos

Según datos de la Agencia Internacional de Energía (IEA, por sus siglas en inglés), el aprovechamiento de la energía oceánica para el año 2050 podría llegar a representar más de 300 gigabvatios de capacidad instalada a nivel mundial, lo cual podríamos traducir en energía eléctrica, calefacción, refrigeración, producción de agua potable, 680 mil empleos directos y la reducción de hasta 500 toneladas de emisiones de dióxido de carbono a la atmósfera, por lo cual es el momento perfecto para que México comience a ocuparse en el aprovechamiento de este tipo de energía renovable.

Desde el 2017, un grupo multidisciplinario de científicos mexicanos en asociación con el CONACYT y organismos públicos, han evaluado la posibilidad y capacidad de generación de energía eléctrica por medio del aprovechamiento de las corrientes marinas en territorio nacional, así como la conversión y distribución de esta. Esta iniciativa se ha bautizado con el nombre de Centro Mexicano de Innovación en Energía Océano (CEMIE - Océano).

Como ya lo mencionamos, las condiciones oceanográficas de México son privilegiadas, por lo cual se pretende aprovechar las intensas corrientes marinas en un par de zonas específicas: el Golfo de California y el Mar Caribe en donde podemos encontrar áreas de agua moviéndose a 20 km/h, lo que es equivalente a vientos de 176 km/h en la generación de energía eólica, por lo cual el potencial energético es impresionante.

Este será solo el inicio de un proyecto de aprovechamiento mucho más grande, pero con estas dos zonas se pretende plasmar las bases de conocimiento necesarias para el desarrollo de tecnologías productoras de energías limpias.

Mucho se dice de la gran riqueza natural que tiene México, la cual incluye sus océanos y este es el momento indicado para empezar a aprovecharla para algo más allá de la explotación y el turismo, pues los océanos sin duda podrían ser el futuro de la generación de energía para nuestro país.

También te puede interesar: