loading

Inicio > Universo > Equinoccio de marzo coincide con la última superluna del 2019

Equinoccio de marzo coincide con la última superluna del 2019

POR: Alejandra Almed

28 mayo, 2019

Por: Deyanira Almazán

 

Este 20 de marzo tendrá lugar el primer equinoccio del año. Esto marca el comienzo de la primavera en el hemisferio norte y del otoño en el hemisferio sur. Unas horas después de que suceda este fenómeno, la luna alcanzará su máxima iluminación, y casualmente será una superluna, pues nuestro satélite estará en su punto más cerca con la Tierra. Esta coincidencia cósmica, si bien no es ningún tipo de presagio, no sucedía desde el año 2000 y no sucederá nuevamente hasta el 2030, así que esta será una superluna que vale la pena observar.

Equinoccio

El equinoccio ocurre dos veces al año: el 20 o 21 de marzo y el 22 o 23 de septiembre.  Este año el primer equinoccio sucederá el miércoles 20 de marzo a las 21:58 GMT (15:58 hrs., tiempo de México).  En el hemisferio norte, a partir de ese día y hasta que llegue el verano en junio, los días serán cada vez más largos porque el Sol estará más alto en el cielo, dando más horas de luz. Lo contrario pasará en el hemisferio sur, en donde el día será cada vez más corto y las noches más largas.

Este cambio de temporada se debe a la inclinación de la Tierra de 23.5 grados. Las estaciones de primavera y verano ocurren en las latitudes cuando el hemisferio norte está inclinado hacia el Sol. Por el contrario, el hemisferio sur experimenta el otoño y el invierno durante ese tiempo porque está inclinado lejos del Sol.

Las personas que viven en el ecuador verán poca diferencia debido a que esas partes de la Tierra experimentan menos cambios de estación por la inclinación del planeta. 

Superluna 

La luna llena marca el punto medio del ciclo lunar, cuando la Tierra está  entre la luna y el sol. Una superluna sucede cuando la luna llega a su fase de llena cerca del perigeo, su mayor acercamiento con la Tierra.

A las 01:43 GMT del 21 de marzo (07:43 del 20 de marzo, hora de México) la luna alcanzará su máxima iluminación, y estará a 360,772 km de distancia de la Tierra, aproximadamente 20,000 km más cerca del promedio. Aunque la diferencia entre una luna llena promedio y una superluna no siempre se nota a simple vista, se elevará unos centímetros por encima de lo habitual en la mayoría de los lugares y se podrá ver un poco más grande y brillante.  Esta será la última superluna del 2019, después de la superluna del 21 de enero y la del 19 de febrero.

Relacionados

#ChemaTierraCuidemos