ChemaTierra
Monte Agung es el punto más alto de Bali. Putu Artana / Shutterstock

Evacuan a más de 40,000 personas en Indonesia por posible erupción volcánica

25-09-2017

El volcán Agung en Bali, Indonesia, ha mantenido a la población en estado de alerta tras la intensa actividad sísmica registrada en los últimos días.


Por: Alejandra Almed

El monte Agung es un estratovolcán activo ubicado en la isla indonesia de Bali, con una altitud de 3,031msnm es el punto más alto de la región. Actualmente la zona esta en estado de alerta por la posible erupción del volcán y más de 40,000 personas ya han sido evacuadas. Ante el creciente número de terremotos de origen volcánico que ha sufrido la isla en los últimos días, las autoridades han establecido un radio de seguridad de hasta 12 km alrededor del cráter.

La mayoría de la gente evacuada son residentes de zonas de entre 6 y 7.5 km en torno al volcán y fueron trasladados a distintos sitios distribuidos en los distritos de Karangasem, Klungkung y Buleleng.

El Centro de Vulcanología y Mitigación de Riesgos Geológicos (CVMPG, por sus siglas en indonesio), encargados de monitorear el volcán, anunciaron el día de ayer (domingo 24 de septiembre), que “Agung se encamina hacia su erupción”, gracias a los 800 temblores aproximadamente que han azotado las proximidades del volcán en los últimos días”. Aunque por supuesto, advirtieron que es imposible tener certeza absoluta.  La actividad sísmica superficial está amenazando continuamente el movimiento del magma en las zonas más profundas hacia el cráter.

Así mismo, el jefe de observaciones de la actividad volcánica relató que se han registrado columnas de humo sulfúrico, algo que nunca había visto, a unos 200 metros por encima del cráter.

AungActividad.jpeg

La Agencia Nacional de Gestión del Desastre (BNBP, por sus siglas en indonesio) indicó también en un comunicado que la resiente actividad es similar a lo sucedido anteriormente en la erupción del volcán Agung en 1963, cuya actividad duró casi un año y lamentablemente ocasionó miles de muertes.

En 1963, después de 100 años de letargo, se registró  la última actividad de Agung. El 18 de febrero de 1963 el volcán volvió a la vida cuando los residentes locales escucharon un estruendo proveniente del monte y posteriormente comenzaron a observar nubes que se elevaban desde el cráter. El 24 del mismo mes la lava empezó a fluir desde la ladera norte del volcán y durante los siguientes 20 días recorrió una distancia de 7km. Finalmente, el 17 de marzo el volcán entró en estado de erupción máxima lanzando 0.4 km3 de material volcánico que se elevó de 8 a 10 km en el aire y alcanzó distancias de hasta 15 km a una velocidad de 60 km/hr. Muchas zonas cercanas resultaron destruidas, se registraron capas de ceniza de hasta 70 cm y lamentablemente miles de vidas humanas fueron arrebatadas.

El gobernador de Bali, Made Mangku Pastika, dijo que actualmente se encuentran mejor preparados para atender cualquier eventualidad ante riesgo de erupción. Se han mantenido centros de refugio, puestos de evacuación y asistencia, así como varias medidas de seguridad en los alrededores.

“Estamos en condiciones de confirmar a los ciudadanos de Bali e internacionalmente que estamos listos para enfrentar incluso lo peor, aún cuando oramos para que eso nunca suceda”, reafirmo el gobernador.

Aung.jpeg
Foto: Made Nagi/EPA

 

Hay que recordar que el archipiélago Indonesio se encuentra dentro del Cinturón de Fuego del Pacífico, también llamado Anillo de Fuego. Esta área se extiende 40,000 km en forma de anillo, a lo largo del océano Pacifico; se extiende por América del Sur, América del Norte, Asia Oriental, Australia y Nueva Zelanda. Esa zona es considerada una de las áreas geológicas más activas de la Tierra.

El Anillo de Fuego es resultado de la Tectónica de Placas; los bordes de varias placas de la corteza chocan en esta zona y originan una gran cantidad de volcanes, montañas y la mayoría de los terremotos que suceden en el mundo. Los científicos señalan que el 90% de los sismos y el 80% de los más poderosos se producen en esta región. Así mismo, aquí se localiza el 75% de los volcanes activos del mundo, aproximadamente 452, incluyendo en volcán Agung en cuestión. Indonesia alberga más de 400 volcanes de los cuales 127 están activos, esto representa el 13% de los volcanes del mundo.

Según la leyenda de los habitantes balineses, Agung es un fragmento del Monte Meru, una montaña mítica para muchas culturas orientales.

Según la leyenda, el Monte Meru es el eje y centro del universo. Los tibetanos y los hindúes consideran sagrada a esta gran cordillera mitológica pues sus impresionantes picos y  su altura va más allá del reino humano y se remonta en el reino divino. Estas culturas consideran esta montaña como un medio de transición entre ambos mundos, el de los hombres y el de los dioses.

El monte Kailas es una montaña de la cordillera del Himalaya que se eleva 6,705 metros y se piensa que es el hogar del dios sagrado Shiva. Es por esto que esta gran montaña representa la formación física del monte Meru. Según la leyenda balinesa, el monte Agung es un fragmento del monte Meru traído a Bali por los primeros hindúes. De hecho, el templo Pura Besakih, el más importante de la región, se colocó en las laderas de este volcán.

En estos momentos la isla continúa en estado de alerta y el volcán en constante monitoreo, mientras que las miles de personas refugiadas siguen esperando las próximas noticias de las autoridades y no pierden la esperanza de poder regresar pronto a casa.

 

También te puede interesar: