loading

Inicio > Medio Ambiente > El cambio climático está cambiando el color de los océanos

El cambio climático está cambiando el color de los océanos

POR: Alejandra Almed

2 enero, 2019

Por: Luis Moctezuma

 

Lo que pasa en el océano debido al cambio climático tiene aún muchas preguntas por resolver. En un estudio publicado recientemente por la revista científica Science Communications se analiza la influencia de los cambios en la temperatura sobre el color que percibimos en la superficie marina. Al parecer las próximas décadas nos mostrarán un mar cada vez más azul y aunque la imagen parezca atractiva será un indicio del empobrecimiento del ecosistema.

Más azul, menos alimento

Sobre la superficie oceánica se encuentran diferentes organismos, entre ellos el fitoplancton. Este tiene la capacidad de reflejar la luz y es una parte importante en la coloración que percibimos. Al mismo tiempo es parte de la cadena alimenticia marina; muchos habitantes del océano se alimentan con él y si sus niveles se modifican también alterará al resto de los organismos marinos.

La reducción en las poblaciones de fitoplancton modificará el color de aproximadamente el 50% de los mares para el próximo siglo. El equipo de investigadores fue dirigido por Stephanie Dutkiewicz del departamento de la Tierra, Atmósfera y Ciencias Planetarias del Instituto de Tecnología de Massachusetts (MIT). Para concluir este cambio en la coloración oceánica se realizó un modelado numérico que proyectó la presencia de fitoplancton en las próximas décadas.

Además de servir como alimento, el fitoplancton tiene otras funciones en su ecosistema. Al recibir la luz solar la procesan para convertirla en energía química. Además consumen dióxido de carbono; los autores del estudio lo definen como “crucial en el ciclo del carbón”. Cualquiera de estas 3 acciones son por sí mismas importantes para mantener la vida marina en las condiciones en que la conocemos.

Una medición del mar desde el espacio

La presencia del fitoplancton alrededor del mundo sería algo difícil de medir. Para evaluar su presencia en los mares del planeta se recurrió a uno de los elementos presentes en el fitoplancton: la clorofila. Gracias a la ayuda de satélites es posible monitorerarla y evaluar sus niveles.

Dentro de 3 a 4 décadas el cambio climático tendrá un impacto notorio en la presencia de clorofila en los océanos. Sin embargo, la próxima década empezará a mostrar ya algunos cambios. No todas las regiones del globo se verán afectadas al mismo tiempo. Tanto el Atlántico Norte como el Antártico son los candidatos a dar las primeras muestras de este cambio.

Entre los panoramas que presenta el modelo que usaron  Dutkiewikzy sus colaboradores está un reacomodo en la biósfera marina. Mientras que algunas especies de fitoplancton reducirán su presencia, otras se verán beneficiadas por el aumento en la temperatura. Estas especies tolerantes al calor cambiarían la coloración marina a verde en regiones como el ecuador.

La influencia del cambio climático se percibe de diferentes formas alrededor del mundo. En las próximas décadas las visitas a la playa darán fotografías con tonalidades distintas en el mar. Aunque esto parezca una oferta atractiva para los fanáticos de las selfies, será la confirmación de que el ecosistema marino ya ha cambiado y todos los seres vivos que de alguna forma dependen del fitoplancton deben adaptarse.

 

Relacionados

#ChemaTierraCuidemos