Crédito: ARSEN GALSTYAN EFE

El balón que será utilizado en la inauguración del Mundial será enviado al espacio.

21-03-2018

Por: Antonio Medina

El fútbol y la exploración espacial unen sus caminos nuevamente y este miércoles el balón oficial de la Copa del Mundo de la FIFA Rusia 2018 emprenderá un viaje espacial que tendrá como destino la Estación Espacial Internacional. El esférico será llevado al espacio por una cápsula rusa Soyuz y despegará desde el cosmódromo de Baikonur en Kazajistán. 

Oleg Artemyev, astronauta ruso, será el encargado de llevar el Telstar 18 en su viaje espacial que tendrá luz verde para despegar en punto de las 17:44 GMT de este miércoles y según el plan de vuelo se espera que la cápsula Soyuz se acople a la EEI el próximo 23 de marzo aproximadamente a las 19:41 GMT.

Además del balón oficial que será utilizado en el partido inaugural entre las selecciones de Rusia y Arabia Saudita, los cosmonautas también llevan entre sus pertenencias al lobo Zabivaka, la mascota oficial de la Copa del Mundo que comenzará el próximo 14 de junio en Moscú y quien estará presente mientas los habitantes de la EEI disfrutan de los partidos mundialistas desde el espacio.

El balón regresará a la superficie terrestre en las manos de otro astronauta ruso, Antón Shkaplerov, quien se encuentra en una misión en la EEI desde diciembre del 2017 y él mismo será el encargado de entregar el esférico a las autoridades de la FIFA para que lo resguarden hasta el día del partido inaugural. 

Rusia tiene una gran tradición de exploración espacial y esta no es la primera vez que los cosmonautas de dicho país promocionan la Copa del Mundo. Hace 4 años, cuando se develó el logo de Rusia 2018, los organizadores decidieron hacerlo desde la órbita baja de la Tierra en la Estación Espacial Internacional, además de que un par de estadios fueron diseñados pensando en la gran historia de Rusia como precursor en la exploración del espacio exterior.

Ahora Rusia 2018 se convertirá en el primer Mundial que utilice un balón que ha estado en el espacio, detalle que fuera de parecer meramente simbólico, se sumará a las miles de curiosidades que los campeonatos del mundo han ido sumando a su historia desde 1930. 

También te puede interesar: