Los terremotos de Japón y Ecuador no están relacionados… tampoco la erupción del Volcán Popocatépetl en México

18-04-2016

Potentes terremotos han sacudido a la Tierra en los últimos siete días, ocho mayores de magnitud 6.0. Los últimos sucedieron en Japón y Ecuador y lamentablemente han sido los que más vidas han cobrado.

El 14 de abril en la isla japonesa de Kyunshu a más de 1,000 km al sureste de Tokio se reportaron varios sismos en la zona, incluyendo uno de magnitud 6.2 y otro de 6.0. Pero el terremoto más fuerte en la zona, de magnitud 7.0,  ocurrió el 15 de abril; hasta el momento se han reportado 43 muertos. Un día después, al otro lado del Océano Pacífico, Ecuador sufrió los efectos de un poderoso sismo de magnitud 7.8. Hasta el momento ha cobrado la vida de más de 400 personas. 

 Según los expertos, los sismos en estos dos países no guardan ninguna relación. 

La isla de Japón, así como toda la costa de Ecuador, están dentro del "Cinturón de Fuego del Pacífico", una región alrededor de este océano que se caracteriza por su intensa actividad geológica. En esta zona sucede la mayoría de los grandes terremotos y se encuentra la mayoría de los volcanes activos de la Tierra.

 

sismo ecuador.jpg

 

Sin embargo, los especialistas señalan que es extremadamente difícil que un terremoto desencadene otro por efecto dominó, mucho menos al otro extremo del océano. Entre el terremoto de Japón y el terremoto de Ecuador hay más de 15,000 kilómetros de distancia.

En primer lugar, las dos naciones se ubican en el límite de diferentes placas tectónicas. En Japón, el movimiento telúrico se debió a un deslizamiento, o movimiento de transformación, dentro de la placa Euroasiática, muy cerca de la zona de subducción con la placa Filipina; mientras que el sismo en Ecuador fue producto de la subducción de la placa de Nazca que se hunde debajo de la Sudamericana.

 Recordemos que la corteza terrestre está compuesta al menos por una docena de placas que están en constante movimiento. La interacción incesante a través de millones de años es causante de importantes procesos geológicos que a lo largo de la historia han moldeado la superficie del planeta. Estos procesos son los causantes de la formación de grandes cadenas montañosas, islas y océanos, pero también de sismos y volcanes. El movimiento de estas placas no es igual en todos lados, existen tres tipos de límites entre placas tectónicas: convergentes, donde las placas chocan entre sí; divergente, donde las placas se separan, y de transformación, donde las placas se friccionan y deslizan lateralmente.

 Los sismos de Japón y Ecuador se debieron a la interacción de placas distintas, además de que fueron de características diferentes. Los sismos en Japón  fueron en una falla superficial sobre la placa Euroasiática, presionada y muy cercana a la zona de subducción con la Pacífica; mientras que en Ecuador fue ocasionado por el choque de la placa de Nazca, que se hunde debajo de la Sudamericana (subducción) a una velocidad de 6.5 cm al año. 

¿Está relacionado con la erupción del Volcán Popocatépetl en México? 

Mientras tanto, en la madrugada del 18 de abril en México una nueva explosión se registró en el segundo volcán más alto del país, el Popocatépetl. La explosión generó una columna de cenizas de 3 km de altura y lanzó rocas ardientes a kilómetros de distancia del cráter. La ceniza cubrió de blanco la ciudad de Puebla (a unos 40 km del cráter)  y llegó incluso al estado de Veracruz a más de 150 km de distancia. 

México también se encuentra dentro del Cinturón de Fuego del Pacifico, lo que hizo pensar a mucha gente que la erupción también podía tener relación con los recientes terremotos en Japón y Ecuador. Sin embargo, de acuerdo a los especialistas, esto es aún más improbable pues al ser placas mucho muy distantes no tienen relación alguna.

  ¿Y estos terremotos podrían tener relación con alguna otra erupción volcánica?

La cámara magmática y conductos de los volcanes generalmente están muy lejos de los contactos entre placas tectónicas y lejos de las zonas de subducción, por lo que su actividad es independiente a la de los sismos.

 Cuando hay un sismo cerca de un volcán se le denomina sismo volcano tectónico, generalmente, se encuentran a profundidades muy superficiales ( a menos de 5 kilómetros); estos sí están relacionados directamente con la actividad del volcán. 

 Sin embargo, cabe señalar que los científicos al estudiar la dinámica interna del planeta y señalar que la tectónica de placas es la responsable de los terremotos, los volcanes, la formación de islas, y la formación de cordilleras y océanos (en tiempos y espacios diferentes) sostienen la hipótesis de la isostacia, es decir, que el planeta tiende a guardar siempre un equilibrio por las diferentes densidades del planeta, por lo que todo estaría al final relacionado.

Imagen 1.png

 

También te puede interesar: